Debate sobre casinos en el sur de la Florida

USA - La polémica va más allá de si se traen casinos al sur de la Florida o no. El problema, según varios legisladores y empresarios es "ver cómo se va a regular esta práctica que ya existe en nuestro estado pero sobre la cual no hay legislación".
El conversatorio Juegos de Destino: ¿Está en las cartas?, estudió más a fondo el tema de juegos, las apuestas y los efectos tanto positivos y negativos para la zona que finalmente termine siendo sede de este "gran proyecto".
En un salón lleno a capacidad, el panel compuesto por la senadora Ellyn Bogdanoff y el representante Erik Fresen, patrocinadores de la nueva legislación, Jessica Hoppe, vicepresidenta de asuntos gubernamentales y asesora general de Genting Americas, Isadore Havenick de Magic City Casino, Nick Larossi de Las Vegas Sands Corp., Richard Turner, vicepresidente de relaciones gubernamentales / asesor general de The Florida Restaurant and Lodging Association, J. Antonio Villamil, el principal asesor económico de el Grupo de Economía de Washington y Decano de la Escuela de Negocios de la Universidad de St. Thomas, discutieron sus perspectivas sobre esta situación que ha acaparado el ojo público en las últimas semanas.
No obstante, los opositores del proyecto brillaron por su ausencia. Cinco de los siete panelistas están en aprobación de esta medida, tan solo uno se expreso totalmente en contra y otro busca un cambio mínimo a la legislación para tener igualdad con los mega casinos.
Por un lado, la Senadora Bogdanoff criticó fuertemente la oposición de grupos empresariales los cuales acusó de "temer la competencia. La competencia es sana y es lo que hace que todos sean mejores en lo que hacen", apuntó.
Isadore Havenick, cuya familia es propietaria del Magic City Casino, construido junto al Flagler Dog Track bajo la ley estatal que permite ampliar el juego en pistas de carreras y lugares de jai alai, se quejó el proyecto de ley pondría a su establecimiento fuera del negocio.
"Me sorprende que un grupo empresarial este argumentando que la competencia es algo malo'', dijo Bogdanoff, refiréndose a comentarios sobre la preocupación de negocios locales de ser afectados por la integración de este nuevo casino y el poder quedar fuera de trabajo. Sin embargo, aquellos que se oponen a esta medida dicen no estar en contra de la competencia, sino que quieren un trato justo e igual que el que se le va a dar a esta multicompañía.
El estado de la Florida es el cuarto estado más grande que tiene estos juegos de casino por lo que el representante Fresen recalca la necesidad de "crear un estándar, una comisión que regule esta práctica. No buscamos expanidir los casinos por Florida como una plaga. Ya existe el juego, vamos a regularlo. De esto se trata mi proyecto".
Otros temas tratados lo fue la seguridad y los problemas de transporte a lo que tanto Hoppe comentó que esto no va a ser un problema ya que "no somos un concierto o un juego de baloncesto que empieza y acaba a la misma hora. La gente va a entrar y salir, van a disfrutar de todo lo que Florida ofrece y no se van a centrar solo en un lugar (casino)". En cuanto a la seguridad, la asesora general de Genting Americas indicó que "abrá mayor seguridad para la ciudad. De eso no cabe duda. De hecho, al estar el casino y tener más control de la seguridad, disminuyen los problemas alrededor".
Por su parte, el Florida Retail Federation se unió a la The Florida Restaurant and Lodging Association en la oposición al plan, junto con la Cámara de Comercio de Florida. Asímismo, Richard Turner, expresó que "La expansión de los juegos de azar no hará más que daño a las empresas ya existentes, especialmente en la industria de la hospitalidad. Ya Florida tiene las mejores playas, centros turísticos y recreaciones y todo sin la necesidad del dinero de los juegos de azar. Hay que ver si queremos afectar nuestra imagen de esta manera".
Uno de los puntos que más atrae es el aspecto de los trabajos que serán generados en caso de que se de esta nueva legislación que permitirá brindarle tres licensias a casinos en el sur de la Florida. Ante esto, Jessica Hoppe explicó que "nuestro proyecto (Genting Americas) incluye la comunidad. De ninguna manera buscamos incrementar la presencia de los casinos y dejar a un lado las maravillas que tiene la Florida en general, no solo aquí en el sur.
Buscamos la manera de integrar un nuevo casino, regulado por esta legislación y aún así va a haber mayor incremento en el turismo local de personas que visiten las areas aledañas y participen de la comunidad". Según Hoppe explicó, esto traerá cientos de miles de empleos a la Florida lo que va a "ayudar a la merma de desempleo asi como los taxes que se pagan, los ingresos fiscales y muchas familias contarán con un ingreso de trabajo permanente".
La Cámara de Comercio de Miami no ha tomado una posición aun, pero se espera que para el momento en que la Legislatura estatal se reuna en enero, "ya estaremos más concretados habiendo tomado en cuenta la opinión de nuestros miembros, dijo Penny Shaffer, un ejecutivo de salud locales y el presidenta de la Cámara.
Pero varios opositores que se encontraban en el público criticaron el panel de juego como demasiado pro-casino, ya que sólo la presentación de Turner fue rotundamente en contra de los nuevos complejos turísticos.
Dan Gelber ex senador estatal de Miami Beach y presidente de No Casinos, un, describió el evento como "un argumento de venta y nada más que un argumento de venta." No obstante, su grupo no fue parte del panel.
Shaffer indicó que sí se invitó a más oradores de ambas perspectivas para que se presentaran pero que los que estaban allí fueron queienes respondieron con uun sí.
Entre estos está el ex alcalde de Miami Manny Díaz y la Cámara de la Florida. Díaz confirmó el lunes que se negó a participar, y un portavoz de la Cámara dijo que el grupo se negó a participar de este forum.

Fuente: Miami Diario